La candidiasis se puede presentar en la vagina, el pene, la boca y otras mucosas, pero en este artículo me centraré sobre todo en la candidiasis vaginal. Vamos a ello.

¿Cuáles son los síntomas de la candidiasis?

Normalmente los síntomas de la candidiasis no son graves. Los mas habituales son enrojecimiento, prurito (picor), irritación, escozor y malestar muy localizado en la zona afectada. También puede apreciarse una capa fina y blanquecina en la zona, que corresponde a la acumulación del hongo. En algunas personas los síntomas van y vienen, aparecen y desaparecen, con cierta frecuencia.

Candidiasis oral

Las cándidas crean una capa blanquecina en la zona infectada. En esta imagen, en la lengua.

¿Qué es la candidiasis?

La candidiasis es una infección muy localizada de la piel o de las mucosas. Se conoce así a la infección que se produce por un hongo de la familia de las cándidas. Las cándidas son un género de hongos unicelulares también llamados levaduras, de los cuales la cándida albicans es la mas común. Generalmente se da en la boca (candidiasis oral), la faringe, el esófago, y especialmente en los genitales, mas habitualmente en las mujeres (candidiasis vaginal).

Los hongos cándida son parte fundamental e imprescindible de nuestra flora fúngica y bacteriana. Están presentes en todas las personas, y viven con normalidad y sin producir molestias, alimentándose de células muertas de nuestro cuerpo. Solo en algunas ocasiones el crecimiento de la cándida se dispara, aparentemente de forma incontrolada, y es cuando se produce la llamada candidiasis.

Saber esto nos hace plantearnos algunas preguntas:

  • ¿Por qué un hongo que vive con normalidad en el cuerpo, sin producir síntomas, de repente crece sin control aparente y causa una infección?
  • ¿Por qué si el hongo está presente en todos nosotros, esto ocurre solo en algunas personas?

Vamos a ver qué respuestas encontramos.

¿Por qué ocurre la candidiasis (según la medicina convencional)?

No hay ninguna explicación. Según la medicina convencional, la candidiasis aparece simplemente cuando la cantidad de cándida presente en el organismo aumenta. El motivo de ese aumento lo consideran casi azar, y entre las posibles causas la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos incluye:

  • Tomar antibióticos (esto es especialmente curioso, porque la medicina convencional precisamente trata la cándida con antibióticos).
  • Ser diabético u obeso (causas a las que achacan un sinnúmero de enfermedades para las que tampoco tienen explicación).
  • Y también añade, textualmente, que “la candidiasis no se disemina a través del contacto sexual, pero sin embargo, algunos hombres pueden presentar síntomas después de tener contacto sexual con una pareja infectada”.

Es decir: tenemos un hongo que vive normalmente en todas las personas, en múltiples lugares del cuerpo. Que habitualmente no causa problemas y que en la mayoría de las personas no los causará nunca. Un hongo que en algunas personas, se reproduce sin que sepamos el motivo (a veces frecuentemente, o a veces solo una vez en la vida).

En lugar de averiguar por qué se reproduce ese hongo (y causa esas molestias), la medicina convencional trata de matarlo y eliminarlo. Como es habitual, la medicina convencional trata el síntoma, no la causa de la enfermedad. ¿Por qué no pararse a estudiar si ese hongo está realizando algún trabajo? Recordemos que los hongos realizan un trabajo en el organismo humano: eliminan células muertas.

 

¿Entonces, por qué ocurre la candidiasis realmente?

En el artículo sobre el sistema nervioso autónomo explico que ante una situación de alerta o estrés el cuerpo activa el sistema nervioso simpático, y cuando esa situación cesa, entra en funcionamiento el sistema nervioso parasimpático para que el organismo recupere la normalidad anterior.

Bien, el crecimiento de este hongo se produce siempre en esta segunda fase, activado por el sistema parasimpático. Eso quiere decir que el hongo está siendo parte de un proceso de reparación de algo que previamente fue alterado. Efectivamente, el crecimiento del hongo se produce para eliminar un tejido que previamente tuvo un crecimiento anormal.

Esa es su función, y eso es exactamente lo que está ocurriendo cuando alguien tiene la llamada candidiasis. Ese crecimiento anormal de tejido fue lo que ocurrió mientras el sistema simpático estaba activo.

¿Qué tejido está degradando la candidiasis?

En realidad, la secreción blanquecina que se presenta en la vagina y que se encarga de degradar la cándida albicans proviene del tejido endometrial del útero, concretamente del endocérvix. La función del endocérvix es producir el moco o fluido lubricante que facilita las relaciones sexuales. Esto nos va a acercando al final del artículo, vamos a resumirlo en una línea:

  • La candidiasis se produce para degradar un tejido que previamente había crecido anormalmente, y cuya función es producir flujo vaginal.

Así que no es un error o un fallo del organismo que el hongo cándida albicans se reproduzca rápidamente. Hay un motivo, y este es el sentido biológico de la candidiasis. Ahora vamos a la pregunta clave:

¿Por qué da nuestro organismo la orden de producir mas fluído vaginal?

Esta pregunta es imposible de responder en una línea, pues depende de cada persona (en este caso concreto, de cada mujer). Evidentemente, en el sentir de la mujer que padece candiadiasis existió la sensación o necesidad de producir mas flujo vaginal, aunque fuera de modo inconsciente. Pero, ¿por qué se produce esta necesidad? Esta respuesta, insisto, es personal e íntima, pero podemos conocerla:

  • realizando una anámnesis muy cuidadosa a la paciente, o bien,
  • realizando una Exploración del Conocimiento Interior (ECI) que nos indique qué fue lo que puso en marcha ese programa biológico de aumentar el flujo vaginal.

Es importante aclarar que se trata de una situación mantenida en el tiempo. No se produce candidiasis porque un día no haya suficiente lubricación, pues no daría tiempo a que hubiera un crecimiento del tejido glandular y una degradación posterior del mismo. Esto ocurre únicamente cuando el conflicto se mantiene durante un tiempo prolongado.

Ejemplos de conflictos que producen candidiasis

Puedo dar algunas indicaciones basadas en la experiencia que nos indican qué conflictos suelen ser los que hacen que la mujer ponga en marcha ese aumento de tejido para producir mas flujo vaginal, y que posteriormente deberá volver a la normalidad mediante la degradación del tejido gracias a la cándida albicans.

  • El conflicto mas habitual con las sexuales no placenteras por falta de lubricación. Esto puede ocurrir por varios motivos:
  • Tener relaciones sexuales no deseadas. Bien sea que sean forzadas, o solo para complacer al hombre. También por tenerlas con un hombre de mala reputación (mujeriego, etc…).
  • Haber tenido molestias o dolores durante las relaciones sexuales por no haber lubricación suficiente. Puede ser por penetración anal, por no haber juegos o precalentamiento previo o por tener demasiadas relaciones sexuales (lo que hace que la vagina se acabe secando).
  • No tener relaciones sexuales, y desear tenerlas; esa secreción puede ser activada simplemente por el deseo o la imaginación de las relaciones anheladas.
  • Exceso de higiene vaginal. En este caso, el cuerpo reacciona produciendo mas fluidos propios para normalizar la flora vaginal que es retirada por una higiene demasiado exhaustiva.
  • Defecto de higiene vaginal. En casos excepcionales el cuerpo puede producir flujo vaginal para limpiar por si mismo la cavidad vaginal.

Estos son los motivos que mas frecuentemente producen la candidiasis vaginal.

 

¿Qué hacer si tengo candidiasis?

Como hemos visto, no es conveniente utilizar antibióticos ni remedios alopáticos que traten de eliminar los hongos. Como hemos visto, los hongos están realizando perfectamente su función. Su utilizamos antibióticos lo que vamos a conseguir probablemente es alargar el tiempo de curación, pues al reducir la presencia del hongo, el tejido excesivo tardará mas en degradarse y volver a la normalidad.

Por lo tanto, lo mas conveniente es:

  1. Darse cuenta de por qué ocurre esto. Es decir, identificar el conflicto que antes causó esa necesidad de producir mas flujo vaginal.  Al darme cuenta, podré evitar que vuelva a pasar en el futuro.
  2. Comprender que lo que ocurre es un proceso biológico normal y tener paciencia para que finalice, siempre siendo cuidadosos para no volver a tener una necesidad de producir mas flujo de lo normal.
  3. En caso de que las molestias sean difíciles de sobrellevar, se pueden aliviar los síntomas, especialmente el picor, sin eliminar los hongos. Para ello, se puede emplear usnea barbata, manzanilla, sábila y especialmente caléndula en pomada, gel, o aplicando directamente la pulpa de la planta.

Eso es todo. Si tienes alguna duda recuerda que estoy a tu disposición. Y si conoces a alguien que tenga frecuentemente candidiasis y quiera solucionarlo de una vez por todas, ¡comparte este artículo con ella o recomiéndale que se ponga en contacto conmigo para que con el Método ECI podamos ayudarla.